logo

El Tesoro del Carambolo

Cuando un albañil sevillano, llamado Alonso Hinojo del Pino descubrió mientras trabajaba una pieza de oro, no esperaba cambiar la arqueología sevillana. Sin lugar a duda es uno de los grandes atractivos del Museo Arqueológico de Sevilla que nadie se quiere perder. En este museo existe la Sala Monográfica, dedicada exclusivamente al Tesoro del Carambolo.

 

Historia y origen del Tesoro del Carambolo

Han pasado más de 60 años desde que se encontró esta reliquia. Fue el 30 de septiembre de 1958, cuando Alonso Hinojo del Pino mientras trabajaba como albañil, encontró un brazalete de oro de 24 quilates. Le faltaba un adorno, y llamó tanto la atención de todos sus compañeros que se pusieron a excavar a ver si aparecía. La sorpresa fue todavía mayor cuando fueron saliendo a la luz todo tipo de joyas: un recipiente de barro cocido, una especie de lebrillo y todo un tesoro de oro verdadero. Al principio, ninguno de ellos creía estar ante reliquias antiguas. De hecho, incluso doblaron una de las piezas hasta romperla para demostrar que eran falsas.

En total, la colección está compuesta de 21 piezas de oro. Entre ellas, destacan un collar con medallones con grabados intrincados, varios adornos para el pecho en forma de piel de buey y espléndidas pulseras. 

El conjunto de orfebrería data del siglo 650 a.C., pero tras descubrirlo hubo mucha especulación acerca de su origen. La investigación concluyó que es el resultado de una mezcla de culturas fenicia y local, debido a la procedencia del oro y a las distintas técnicas de fabricación de las piezas.

Colección

 

Patrimonio multicultural

Ana Navarro, directora del Museo Arqueológico de Sevilla, afirma que aunque el tesoro es de procedencia local, las técnicas empleadas para su fabricación son de origen fenicio. Además, se ha identificado un templo fenicio próximo al descubrimiento. El propio tesoro del Carambolo es el resultado de una cultura mixta entre los fenicios de Oriente Próximo y los tartesios locales.

Las conclusiones de los últimos análisis resultan algo limitadas, ya que solo ha sido posible examinar fragmentos de una de las 21 piezas que componen la colección. Alicia Perea, arqueóloga del Centro de Ciencias Humanas y Sociales del CSIC, especializada en tecnología del oro, afirma que aunque algunas de las piezas probablemente se elaboraron a nivel local basándose en el estilo y la técnica, el collar con los medallones grabados podría proceder de Chipre.

Mientras los investigadores siguen tratando de descubrir los secretos de este misterioso tesoro, Navarro y Perea coinciden en la relación entre la antigua civilización y la teoría de la Antártida, aunque parezca “una verdadera locura”. Según la propia Perea, “no tiene nada que ver con la arqueología o la investigación científica”.

Mapa de Tartessos

 

No te pierdas nada de la mágica e histórica ciudad de Sevilla reservando uno de nuestros Tours en Sevilla:

Nuestros tours más solicitados

Artículos relacionados

Ronda es uno de los pueblos con más encanto de toda la provincia malagueña Todos los turistas que la visitan terminan completamente enamorados de ella y es

Es cierto que lo más atrae a los visitantes a Málaga son sus playas el sol el ambiente la diversión y el mar azul Pero esta ciudad

El año tiene un montón de fiestas para celebrar en familia en convivencia con ilusión 8230 pero hay algo en la Navidad que se vive con más