Guía de Córdoba

Una maravilla para los sentidos declarada patrimonio de la humanidad

Córdoba es una maravilla para los sentidos, una de los enclaves que mejor une y abraza el pasado y la modernidad. Declarada Patrimonio de la Humanidad en 1994, pocas ciudades atesoran un casco histórico, y un legado vivo tan rico y preciado. Murallas, palacios, ruinas, museos, catedrales, castillos, plazas, patios, puentes y mezquitas se funden en un paisaje sin igual con el ríoGuadalquivir cruzando y bañando la ciudad, y formando parte indisoluble de su vida e historia.

Por todo esto y más, Córdoba se antoja como una ciudad cautivadora e irresistible. De imprescindible visita por su cultura, su historia, su gastronomía y sus aromas. Una ciudad que invita a la captura gráfica porque, paseando por la Calleja de las Flores, el impulso de sacar fotos y dar rienda suelta a la vena artística será irrefrenable. La cantidad de atractivos es espectacular. La majestuosa Mezquita-Catedral, joya del esplendor pretérito de Al-Andalus, así como también el barrio judío con su Sinagoga, las ruinas de Medina Azahara (antigua ciudad-palacio), el Alcázar de los Reyes Cristianos, el palacio de Viana y otros espacios similares donde abundan las flores, el Cristo de los Faroles o el Puente Romano. Todo tiene un gran encanto para ser visitado y contemplado.

Sin olvidar exhibiciones diferentes y también interesantes como ‘Pasión y duende del caballo andaluz’, un espectáculo ecuestre que pone de manifiesto la riqueza y diversidad de Córdoba. O simplemente perderse por las pintorescas calles de la Judería. Y para redondear, queda subir a Las Emitas y divisar la ciudad desde su sierra,lugar idóneo para descansar y dejarte embelesar por las vistas. Además, por si fuera poco, hay que sumar otros atractivos en forma de oferta culinaria, como el Mercado Victoria, el primer mercado gastronómico de Andalucía. Sobre todo perderse y deambular por el casco histórico sin más motivo que el de disfrutar e impresionarse por su belleza.

Más Guías de interés