Jardines de Cuenca en Ronda: el lugar soñado

Isla Mágica en Sevilla: Diversión y aventura para toda la familia
25 julio, 2019
Gran Teatro: Orgullo de Córdoba 
31 julio, 2019

Jardines de Cuenca en Ronda: el lugar soñado

Un lugar de leyenda 

Al borde el abismo del Tajo de Ronda, donde el río Guadalquivir hace su recorrido vital, se encuentran los impresionantes Jardines de Cuenca, que nada tienen que envidiar a los jardines colgantes de la mismísima Babilonia. 

Con una disposición de terrazas escalonadas, donde diferente flora y autóctona se muestran en todo su esplendor, su nombre se debe al hermanamiento que la ciudad tiene con Cuenca. 

Una fraternidad que motivó la construcción y disposición de estos jardines a finales de los setenta. 

Un paraíso natural en la cuna del flamenco y el toreo: así son los Jardines de Cuenca, una parada obligatoria en tu visita a Ronda. ¿Quieres saber más? En el post de hoy te llevamos de recorrido por estos jardines, los cuales-confesamos- son un de nuestros lugares preferidos en Málaga. No te lo pierdas.  

 Ronda, el alma de Andalucía 

Si los jardines son una parada en el paraíso, su entorno es un recorrido por la historia de Ronda: plagada de bandoleros, luchadores y rebeldes.  

Pero no solo su alma y presencia indomable sirven como atractivo para el viajero: aquí se forjó el arte taurino y según cuentan- se divirtieron los mismísimos Orson Welles y Ernest Hemingway. 

Entre acantilados, ecos del nacimiento del arte del toreo, bandidos justicieros y quejíos flamencos pasarás unos días inolvidables en Ronda. 

Jardines de Cuenca: el vértigo de un sueño 

Con unas vistas de vértigo, los jardines de pueden divisar desde el espectacular Puente Viejo, donde comienza el recorrido que avanza serpenteando hasta casi llegar al Puente Nuevo. 

Todo un recorrido solo apto para valiente con ganas de sentir el poder de sus abruptas terrazas que se cortan en acantilados separados por el río. 

Un hermanamiento singular 

No es aleatorio que Ronda se encuentre hermanada con Cuenca: las semejanzas entre el caserío de las ciudades, que se encuentran al filo del vacío, llevó a las dos ciudad a hermanarse en un atisbo de permanecer aún más unidas. 

Con una superficie que cubre casi 3.000m², se puede acceder mediante dos entradas que comunican la zona vieja: como “Los Ocho caños” y “Arco de Felipe V” 

En cuanto a las especies vegetales, el verdor se las terrazas naturales se debe principalmente a la famosa Chumbera andaluza. También podrás encontrar variedades como el ciprés, exóticas palmeras o hiedra que cubre el acantilado. ¿El resultado? Una vista exótica y espectacular, donde el color verde domina en todas sus variedades y texturas. Todo ello en contraste con el caudal del río. 

 ¿Sabías que?El acantilado de los jardines se encuentra a nada más y nada menos que 100 metros de altura, al borde del precipicio. 

Otros lugares de interés cercanos son la Sierra de las Nieves y el Palacio del Rey Moro, donde se encuentras otros jardines no menos impresionantes. 

Como verás, en Ronda, pasarás tus horas entre ecos del toreo y flamenco. ¿Se puede pedir más? 

Ven a Málaga, donde la luz se hace sentimiento. 

 

 

Comments are closed.